Archivos de la categoría ‘Literatura’

Autor inglés, considerado el escritor más genial de todos los tiempos, con más de treinta y seis obras teatrales, ciento cincuenta sonetos y algunos poemas más extensos.
     Ha existido polémica sobre su identidad.  La versión ortodoxa es que se trataba de un tal  William SHAKSPERE, nacido en 1564 en Stratford-On-Avon y muerto en el mismo lugar en 1616.  Esta idea surgió después de su muerte, en 1623, cuando apareció la edición  “Primer Folio” de sus obras.  Decían los editores en el prólogo que se trataba del hombre de Stratford-On-Avon. Sin embargo  este hombre, de familia pobre y analfabeta, tuvo solo estudios primarios; aunque realmente escribió obras de teatro y poesía, siendo también actor teatral.
     Resulta sorprendente lo poco que se sabe sobre la vida de W. Shakespeare, cuando sobre otros personajes de menor entidad de la época existe información abundante. La única explicación posible es que el nombre de W. Shakespeare fuera el pseudónimo del autor para esconder su verdadera identidad.
     Increíblemente, no existen manuscritos de puño y letra de W. Shakespeare , ni cartas, ni cuadernos, ni diarios.  Del citado W. Shakspere, hasta sus hijos eran analfabetos.  Jamás un hombre de la cultura de W. Shakespeare hubiera permitido tal cosa.
     Se conserva el testamento original de W. Shakspere, de tres páginas, donde no se mencionan poemas, obras ni derechos de autor.  Es el testamento de un hombre inculto  Ni el amigo del verdadero W. Shakespeare, Ben Jonson, manifestó el más mínimo pesar, ni hizo mención alguna de su muerte.
     De las obras de W. Shakespeare se deduce que era un hombre muy culto y ligado con la aristocracia.  Parece bastante seguro que el verdadero  W. Shakespeare era un tal  Edward De Vere, hijo y heredero del 16º  conde de Oxford, nacido en el 1550. Fue protegido de William Cecil, tesorero real de Inglaterra y consejero de la reina Isabel, y con una hija de él se casó, a la edad de veintiún años.  A partir de los 36 años, la reina le concedió una pensión vitalicia de mil libras anuales. No se sabe por qué.
     Casi toda su obra literaria la realizó en la última etapa de su vida. Pero ¿por qué mantuvo su identidad en secreto?  Hay que tener en cuenta que en aquella época estaba muy mal visto que la nobleza escribiese y publicase  poesía o teatro.  Seguramente fue la familia de De Vere la que escogió la personalidad de W. Shakspere para publicar sus obras en 1620, ya muertos ambos, por miedo al escándalo.  Shakspere surgió como el doble perfecto, debido a la similitud de sus nombres.  La gente no se dio cuenta del engaño, por ser desconocido en Londres. Ben Jonson que con un poema prologó la edición del “Primer Folio”, fue persuadido para incorporar un par de versos   que insinuaban que el autor provenía de Stratford-On-Avon. También fue erigido un monumento junto a la tumba de Shakspere con una inscripción laudatoria.
     Algunas pequeñas alusiones al hombre de Stratford, bastaron para desencadenar la historia. En aquella época nadie se molestó en comprobar su veracidad, ya que no existía interés por las biografías literarias.  Cuando en 1709, William   Rowe escribió la primera biografía de W. Shakespeare, ya hacía mucho tiempo que habían muerto los que conocían la verdad y el mito ya existía.
(Basado en la revisión, hecha por Michael H. Hart, del libro de Charlton Ogburn titulado: “The Mysterious William Shakespeare”).